"Nos parecemos mucho a lo que decimos y a lo que callamos"

Descubrimos por qué el lenguaje positivo nos hace mejores de mano de tres expertos: Luis Castellanos, Diana Yoldi y José Luis Hidalgo.
Adrián Díaz-Caneja -
"Nos parecemos mucho a lo que decimos y a lo que callamos"
"Nos parecemos mucho a lo que decimos y a lo que callamos"

Luis Castellanos, Diana Yoldi y José Luis Hidalgo creen firmemente en la capacidad del lenguaje para crear realidad. Bajo esa premisa desarrollan su trabajo en El Jardín de Junio y han escrito a seis manos ‘La ciencia del lenguaje positivo’. (Edita Paidós, 2016). El libro refleja con datos la capacidad de transformación que tienen las palabras en el ámbito personal pero también personal.

¿Cómo nace la idea de escribir “La ciencia del Lenguaje Positivo”?

Diana Yoldi: Nosotros llevamos once años  trabajando juntos en la capacidad sanadora del lenguaje positivo en organizaciones y empresas. Siempre junto a directivos y jefes de equipo de empresas del IBEX 35. Y además hemos investigado, porque nuestro campo es la neurociencia cognitiva,  el efecto saludable de este tipo de lenguaje positivo.

En el libro aparece en varias ocasiones el concepto habitar las palabras ¿En qué consiste?

José Luis Hidalgo: Habitamos un hogar, un coche, nuestro grupo de amigos... Y no nos damos cuenta de que uno de los indicadores que más nos favorecen en la vida es el lenguaje que llevamos puesto. Nos parecemos mucho a lo que decimos y a lo que callamos. El lenguaje talla el rostro de quien tenemos delante.

Hay un lenguaje que es más heredado, como puede ser el de nuestros padres. Son automatismos, un lenguaje no está habitado. Sin embargo, es muy bonito cuando te paras, tomas conciencia y  empiezas a pensar el tipo de palabras que son tuyas, que te conforman como persona. Desde ese momento llega la capacidad de elección, yo elijo decirte una palabra porque sé que te va a ayudar.

DY: La consecuencia que tiene habitar las palabras es que nos hace más creíbles y más coherentes. Te ves reflejado en lo que dices y desde fuera se reconoce mejor.

Luis Castellanos: Lo más importante es que el lenguaje está para verlo. Habitar es lo que hace que nosotros seamos habitables.

¿No es más difícil habitar palabras en una sociedad hiperconectada?

LC: A mí me gusta que la sociedad esté hipercomunicada. Lo que está haciendo que tengamos 30 emails o 300 wasaps, es hacernos pensar en nosotros mismos. Prefiero estar hipercomunicado con mi familia o amigos, por lo menos por ahora. La comunicación nos hace darnos cuenta de quienes somos. Recibir me hace ser.

DY: Tenemos mucha prisa y escribimos mucho. Como dice Luis, bienvenido sea el escribir, cuanto más expresemos mejor. Hay cosas que podrás controlar y otras que no, por ejemplo ser consciente y ser práctico. En lo que escribes puede haber automatismos pero también otros aspectos los pues cuidar más, como el encabezamiento o el final de los emails. Piénsate eso, sé creativo y positivo ahí. Piensa un buen final para los mails de hoy o de esta semana. A ver si la contestación es diferente, a ver si has provocado algo distinto. Si lo haces, lo notas.

El libro contiene ejercicios y un plan de vuelo que coinciden con esta propuesta que nos hacéis de cambiar el final de nuestros mails.  

LC: Daniel Kahneman me ha inspirado mucho. En el libro aparece la ley del pico final. Y es  que el final es muy importante, nosotros recordamos lo último. Hay muchos experimentos maravillosos que lo demuestran. Es bueno focalizar en saber cómo vamos a acabar, porque eso va a ser lo que recordemos. Puedes acabar dando gracias, o creando un momento memorable.

JLH: Somos muy sensibles a los pequeños cambios. Me acuerdo que trabajé hace años con un equipo en el sector de la banca. Yo escribía muchos informes y devoluciones de los mismos. El cuerpo de los informes era el mismo, pero variaba algunas palabras en función de la persona, porque conocía a las personas. Algunos de ellos lo notaron y me dijeron: queremos que sepas que agradecemos el esfuerzo.

Parte del libro se enfoca a directivos que tratan con equipos. ¿Por qué según las palabras que yo use puede provocar más o menos futuro?

LC: Los directivos tienen que aprender a decir sí. Siempre hay tiempo para decir que no. Es un concepto muy americano, pero yo iría más allá. El sí te abre puertas, horizontes. En la vida diaria de un directivo, cuando alguien llama a la puerta en vez de contestar “No tengo tiempo para ti”, puede decir “sí te puedo atender, vuelve a la una y cinco que tengo dos minutos para ti que te voy a dedicar completamente”.

¿Cómo le podemos explicar que una palabra le puede venir bien el futuro a su proyecto y decisiones?

JLH: Lo que queremos hacer comprender a las personas que trabajan con nosotros es que el lenguaje lo llevan puesto. El lenguaje es un acelerador para incrementar lo que quieran en la vida. Los resultados, la satisfacción, la alegría, las relaciones. Entonces, como es algo tan obvio que nos pertenece y que está en nosotros trabajando exclusivamente con él se producen efectos instantáneos. Lo que hacemos  es proponerle un conocimiento instantáneo, ese tipo de preguntas enganchan. Es raro que alguien no quiera saber de sí mismo por lo que dice su lenguaje.

¿Cómo es ese trabajo junto al directivo?

DY: Nosotros estamos hablando desde la ciencia. En los últimos años ha sido más fácil por la cantidad de información que hay vinculada a desarrollo profesional y personal. El directivo es una persona que lee mucho, muy informada, muy curiosa. Tiene poco tiempo, pero cuando lo tienen profundizan mucho. Además quieren saber para luego hacer algo con ese conocimiento. No quieren saber por qué sí, sino para mejorar el rendimiento para cuidar a mi gente, para tomar mejores decisiones, ser más empático, para cuidarme más...

 

Te recomendamos

¿CrossFit o Maratón? Conócete a ti mismo y encontrarás la motivación para hacer depor...

Inspiratory Muscle Strength Training, una ventaja para deportistas que también ayuda ...

Ratones con síntomas parecidos al Alzheimer recuperan la memoria con suplementos de t...

Cuida tu columna vertebral con Xuan-Lan...

El infarto femenino es la principal causa de muerte en mujeres por encima del cáncer ...

Como andar durante tus reuniones de trabajo te puede ayudar a ser más productivo, gan...